Los 20 mejores discos del 2022 Parte I

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on pinterest
Share on email

El 2022 fue el año de la reactivación para una de las actividades más afectadas por la Pandemia. Muchos músicos decidieron salir a tocar y sacar del cajón algunos de trabajaos en los que venían trabajando. Dentro de la hermosa marea de álbumes editados y que se pudieron escuchar en las distintas plataformas tratamos de elegir los 22 discos que más nos gustaron. Claroque la elección no deja de ser una cuestión personal y no por eso uno es mejor que otro.
Dicho lo anterior, arranquemos con los primeros 10:

De todas las Flores – Natalia Lafourcade

Después de 7 años Natalia Lafourcade salió a escena con su nuevo trabajo De Todas Las Flores. Trabajo teñido de melancolía después de su ruptura amorosa que la llevo alejarse de los escenarios.

Debo empezar avisando que muchos lo etiquetaron como un disco difícil de entrar por el desconcertante cambio sonoro con respecto a su último disco de canciones propias “Hasta la raíz”. En lo personal encuentro el disco como la culminación del cambio sonoro que viene transitando desde la publicación de Musas y un Canto por México.

 El álbum está compuesto por 12 canciones en la que la cantante mexicana vuelve a demostrar que no necesita de grandes producciones ni orquestas para hacer un gran disco. Las canciones que integran el nuevo trabajo se destacan por una instrumentación simple pero bien tocadas lo cada pieza en una joya. En cuanto al sonido parece que Lafourcade entendió que su sonido es el latinoamericano pero por sobre todo el mexicano.

Hay que destacar que atrás de esté gran disco estuvo como productor Adán Jodorosky, uno de los principales productores de Latinoamérica.

Canciones destacadas:


Vine Solita: Canción que abre el disco y cuya introducción está protagonizada por violines que dan la sensación de réquiem. La canción parecería decretar la muerte de alguien para luego renacer a lo largo de las 11 canciones que le siguen.
De todas las flores: la canción es el retrato de una relación añorada por las calles de Madrid. Es una canción dulce y agradable. Su sonoridad te lleva a pensar que estás escuchando un bolero con coros de bossa nova.

El lugar correcto: La canción invita a reconciliarse con la vida y con aquellos amigos que alguna vez nos cobijaron y reconfortaron. Además la participación de Adan Jodorowsky cantando en frances le da una frescura interesante.

María la curandera: La canción está basada en un poema de María Sabina, una famosa curandera del estado de Oxaca.  La combinación de ritmos sureños mexicanos, latín Jazz acompañados de trompetas, una guitarra distorsionada y un xilófono la vuelven una canción a destacar.

Caminar Bonito: Llega el momento de agradecer estar vivo y de tener un hogar en el que uno se puede refugiar llena de amigos y seres queridos. Se trata de otro bolero pero con una dosis interesante de Latín Jazz.

Mi Manera de querer: A ritmo afrolatino Lafourcade canta “No me importa si eres hombre, si eres mujer, yo te veo como un ser de luz de cabeza a los pies”. Sin duda después de todo lo más importante es lo que uno siente por la otra persona, sin importar el género.

Muerte: Una de las canciones más atractivas por la interpretación y la poética conseguida por la mexicana. A los largo de casi 6 minutos, la canción se ve atravesada por sonoridades provenientes de ritmos como el folclore, la cumbia y el jazz.  Sin duda Muerte podría ser la canción más tétrica disco pero está entre las más festivas y reflexivas

Bailando hasta el apagón- Vetusta Morla

La banda madrileña acaba de lanzar Bailando hasta el apagón, disco grabado el 24 de junio en el estadio metropolitano de Madrid. Me animaría a decir que este disco en directo es el reflejo del gran momento que vive la banda después de 23 años de carrera interrumpida.

El disco es una hermosa crónica auditiva y audiovisual de lo que vivieron las 35.000 mil personas que llenaron el estadio cuando presentaron “cable a tierra” su último disco en estudio grabado en el …..  El disco es un perfecto resumen de la historia de la banda por contener 3 8 canciones entre las que se destacan clásicos como 23 de junio, Golpe Maestro, Lo que te hace grande, consejos sabios entre otros.

Al igual que sus últimos trabajos en estudio Vetusta decidió romper por momentos con lo netamente moderno para mezclarlo con el folclore español.

El disco cuenta con invitados como El Naán, y Aliboria, agrupaciones que la brindan al disco la comunión perfecta entre la música panderetera tradicional y el indie rock de vestusta. Un ejemplo de esa comunión es Los días raros que logra una perfecta comunión de poesía y puñetazos sobre una mesa de cocina.   

El otro invitado es uno de los referentes máximos de nuestra música urbana y el freestyle me refiero a Wos. Valentin hace de consejos sabios una de las perlitas del disco gracias a su improvisación y el grana acompañamiento de la banda.

Sin duda Bailando hasta el apagón es la presentación perfecta para los que todavía no concoen la banda madrileña. Si quieren verlo en vivo, podrán hacerlo en el segundo día de Cosquín Rock.

Tú ve – Kevin Johansen

Kevin decidió este año reversionar canciones propias y ajenas en Tú ve. Podríamos definir  el nuevo trabajo como reversiones de grandes éxitos propios y ajenos.  El álbum compuesto por 11 canciones entremezcla clásicos como Tu ve (grabada en algo ritmos 2019) junto a la mexicana Natalia Lafourcade, anoche soñé contigo junto a David Byrne, con algunas clásicas de otros autores como Suzanne de Leonard Cohen, Oración al tiempo de Caetano Veloso, Tunguele de Eduardo Mateo, Modern Love de David Bowie.

Para reversionar  las canciones el Kevin decidió buscar un selecto grupo de gente como Juan Campodónico  y Diego mema (quienes se destacan como músicos y productores del disco), Nicolás arnicho, José Luis Carmona, Pablo Bonilla, Luciano Superviellle, Javier Casalla, Karmen Rencar, Javier Colina, Roberto Rodino y Rubén Rada.

Podria sentetizar a Tu ve como un pequeño pasado por la historia de Kevin johansen como compositor y consumidor de músicas. Esas que lo influenciaron a ser el compositor que es hoy.

Una vez más – Valdés

Córdoba tuvo un año con varios discos interesantes y sin duda de ellos es Una vez más, el cuarto disco de Valdés.
El dúo compuesto por los hermanos Valdés llegó para patear el tablero dejando atrás en parte todo lo que venían haciendo para pasar a un sonido más orgánico y sin tanto protagonismo de máquinas.

A lo largo delas 8 canciones que forman parte del disco se destaca la mesura de las notas altas y falsetes de Pancho Valdés. Mientras que Edu valdés vuelve a demostrar en Sabés que el formato cancionista la sienta bien.

Un dato a destacar que no se trata solo de un disco, sino de un proyecto audiovisual donde las canciones en su conjunto narran una historia que tranquilamente podría ser la historia de cualquier relación de hermanos. Una vez más fue producido por Bernardo Ferrón, integrante de Telescopio.

Canciones a destacar:
No me digas: Sin duda la canción que abre paso al Groove del disco y que muestra una clara influencia del R&B y el funk de los 70’ 80.
Cuando se apague todo: Para muchos la “canción” del disco por su invitación a bailar y contar con la presencia de Ca7triel lo que convierte a la canción en unas de las perlas del disco.
Sabés: La canción funciona como una muestra de que Valdes no solo es pop, tambien puede tener un lado más cancionista gracias a la gran performance de Edú Valdés. Sin duda el cierre perfecto para el disco

El Hombrecito del Mar- León Gieco

Si de discos esperados hablamos, sin duda para muchos uno era el hombrecito del mar”, el nuevo disco de León Gieco luego de 11 años.

El álbum fue grabado durante la pandemia y cuenta con grandes invitados como Silvio Rodríguez, Lila Downs, Emma Shaplin, Gustavo Santaolalla. Además de Lula Bertoldi, Jaime Lopéz, Claudia Puyó, Sergio Arau y Roger Waters.

Haciéndole caso al nombre del disco, el músico Santafecino pareciera moverse como pez en el agua en el amplió mundo sonoro y rítmico de la música. A pesar de tener una larga trayectoria en el rock, León se la anima al tango, el folklore argentino y a aquella música con la que empezó cuando algunos lo apodaban el Dylan Argentino, me refiero al folk, ese que lo llevo a compartir escenario y grabar con Peter Seeger.

El flamante álbum está compuesto por canciones creadas por el ya clásico dúo compositivo Gieco – Gurevich y con .. reversiones exquisitas de clásicos como Sueños con serpiente (Silvio Rodríguez, Estuche, Gira, gira Sol (Víctor Jara).

La lista de músicos que lo acompañan es sin duda la envidia de cualquiera. Está vez lo acompañaron Dean Parks (Steely Dan, Bob Dylan, Stevie Wonder) en guitarras, Luis Conte (Eric Clapton) en percusión, Jerry Douglas (Eric Clapton, Paul Simon, Elvis Costello), Vinnie Colaiuta (Sting, Jeff Beck) en batería, Leland Sklar (James Taylor, Phil Collins) en bajo, y Michael Thompson (Elton John, Rod Stewart). Además de grandes presencias cordobesas como el Coro Lasalle, el cuarteto de cuerdas Numen y la ya mencionada Lula Bertoldi.

En un disco donde hay mezcla interesante de sonidos es complicado recomendar canciones, por eso recomiendo escuchar el disco completo. Aunque si quieren “picar el disco” presten atención a Alimentación.com, as ausencias, Sueño con serpientes, Gira Gira sol y Dios Naturaleza.

Roxana Amed – Unánime

Roxana Amed es una de las mejores voces del jazz argentino. Durante el 2022 lanzó su octavo trabajo llamando Unánime. Se podría sintetizar el álbum como una pequeña mirada del inabarcable mundo del Latin Jazz; uno de los subgéneros del jazz surgido en la zona del Caribe principalmente.

En las 10 canciones que forman parte del disco la cantante nos invita pasear por diferentes paisajes musicales, voces e historias de Latinoamérica y el jazz. El repertorio va desde Miles Davis, Luis Alberto Spinetta, Egberto Gismonti y por supuesto canciones propias.  

Para esta nueva aventura la Amed eligió lo que en el básquet llaman dream team (el equipo ideal) compuesto por un selecto grupo de músicos principalmente latinos. Ellos son Chico Poheiro (Brasil), Julio Reyes Copello (Colombia) Tony Sucxar (Perú) y Linda Briceño (Venezuela) Además de los ya reconocidos por todos Chucho Valdés (Cuba), Pedro Aznar (Argentina) y Niño Josele (España).

Algunas de las canciones son:
 Flamenco Sketch de Milaes Davis y Bill Evans. cuenta por la participación de Niño Josele lo que vuelve le da a la pieza una frescura flamenca exquisita.  
Nueva Luna de Luis Alberto Spinetta. Para está versión Amed buscó a un viejo amigo con el que realizó ya varias colaboraciones, me refiero a Pedro Aznar.
Agua y Vino versión a la que Amed le da un giro sonoro para brindar una versión distinta a la clásica canción del brasileño Egberto Gismonti. Roxana es acompañada por Chico Pnheiro, guitarrista brasilero radicado en Nueva York.
Nostalgia andina: Una de las canciones más hermosas del cancionero folclórico venezolano. Amed La lleva a una sonoridad nueva en parte gracias a la presencia de la trompetista y vocalista Linda Briceño. Una canción que siempre está presente por contener una letra tan actual como la nostalgia de alguien que inmigro.
A las canciones recién nombradas se le suman las infaltables Adiós Cuba, Los tres golpes con la participación de Chucho Valdéz. Y a Veces, no siempre, canción cmpuesta por Edward Péres y letra de Roxana Amed. La canción es una hermosa combinación del Lando con tintes jazzeros.

Julieta Laso – Cabeza Negra

Una de las mujeres más fuertes del tango actual nos movió sin duda el piso con Cabeza Negra.  Las doce canciones forman parte de una atmosfera densa y audaz. Lo que vuelve al álbum en una de las joyas del tango de este año dejándonos pensando con un nudo en el pecho.  En esta nueva etapa Julieta buscó una formación nueva que le ayude abordar su voz desde el lado más trágico y telúrico lo que puede volver al disco por momentos difícil de digerir. Pero que después de escucharlo dos veces y entender su letras se trasforma en un trabajo al que uno siempre vuelve.

Apenas empieza el disco Julieta pregona “Quiero arder, en el espejo de tu alma me quiero ver, Oblíguenme a salir a la sucia calle / Para insultar a la vida ya estamos grandes / Quiero arder / En el espejo de tu alma me quiero ver”. Lo hace a ritmo de cueca y tango con la interpretación de alguien que tiene mucho para decir, y lo elije interpretando a grandes autores. El resto de del repertorio vacila entre canciones no tan difundidas de Violeta Parra, Daniel Toro, Alfredo Zitarrosa, Horacio Guarani, Tomi Lebrero y Palo Pandolfo entre otros.

Me atrevería a decir que cabeza negra no es solo un disco de reversiones, es un dialogo entre compositores clásicos y nuevos que se unen bajo la voz de Julieta Laso.

Ernesto Jodos – Donde el mundo ocurre

Aunque el jazz no tenga la difusión que debería tener en Argentina, todavía existen grandes músicos que siguen apoyando la escena. Uno ejemplo es Ernesto Jodos que este año lanzo su vigésimo disco llamado “Donde el mundo ocurre” editado por el sello norteamericano Ears&Eyes Records. El músico llego con una apuesta en formato quinteto integrado por Inti Sabev en clarinetes, Juan Pablo Hernández en guitarra, Diana Arias en contrabajo y Sergio Verdinelli en batería. 

En el nuevo álbum contiene siete canciones escritas por Jodos. En ellas conviven la composición y la improvisación inherente al free jazz con la música contemporánea.
 Donde el mundo ocurre es uno de esos discos que todo amante del jazz le gustaría escuchar porque como lo viene haciendo hace muchos años, el Pianista siempre sorprende porque parece moverse como pez en el alguna incomodando al oyente, proponiendo cosas nuevas y a veces difíciles de entender. Pero siempre con la maestría de que solo puede tener un estudioso del género que lo llevo a ser Premio Konex de Platino y con tan solo 16 años ser becado en Berklee, por nombrar solo algunos logros del pianista.

Toch: Devolviendo luces

El trío compuesto por Juan Pablo Toch, Marín Elena y Andrés Toch editaron De volviendo las luces, lo que para nosotros es uno de los mejores discos del 2022 de la escena cordobesa.

Devolviendo la luces marca un fortalece el camino recorrido en los 4 discos anteriores.
Las11 canciones que integran el álbum recorren diferentes géneros como el reggae, la cumbia, la canción y el folklore.  En cuanto al sonido se destaca la presencia del bandoneón bajo el mando de Martín Elena, algo que se venía dando en los vivos pero no así en sus discos anteriores.  Mientras que por su lado  la novedad esté en la batería de Andrés Toch incursionando en el Afrobeat. Lo que genera un cruce entre la batería, el bandoneón y el saxo más que interesante. Mientras que por su Lado Juan Pablo Toch hace lo suyo  intercambiando guitarra con el bajo.

Canciones como Mi Semilla (Inspirada en la caso Facundo Rivera Alegre) o a Dividir nos llevan a pensar la actualidad y el modo en que vivimos. Mientras que Alma musical suena como un homenaje a la música y el poder que tiene para unir a las personas.

incursiona en la canción Devolviendo las luces en un generó que no tan presente en lso discos anteriores como el Afrobeat

Don Olimpio – Vengo

Don limpio es uno de los últimos proyectos más destacados del cancionero folclórico argentino inclinándose por rescatar viejas joyas olvidadas del cancionero popular. Además de demostrar que pertenecen a una nueva generación de compositores que tienen mucho para decir. Una muestra de ello son los dos primeros discos editados Dueño no tengo (2017) y mi fortuna (2019).

Este año el proyecto lanzó Vengo, su tercer material discográfico en el que sin perder su impronta se volcaron a recrear algunas canciones propias y de autores contemporáneos como Madreselva de Luz Galathea, Pájaro tuerto de Gabo Ferro, Mi canción de Hugo Fattoruso y Alaridos de Ana Robles. Además de La vida y la muerte de Juan Saraco y musicalizar un hermoso poema de Horacio Pilar entre otras.

Sin duda Don Olimpio es uno de los grupos a destacar de los últimos años por diferenciarse de aquellos que como decía Gabo “ Hay Pajaros que cantan gordos desde una jaula / Pero su canto flaco no dice nada…”.  Ojalá más grupos y productores se hagan eco de la poesía de Gabo. Cuando eso suceda seguramente veremos más grupos como Don Olimpio ocupando el lugar que se merecen.