“Adios Sui Generis” fue la primer película argentina dedicada íntegramente a un artista de rock local. 

Durante los recitales del Luna Park, se registraron las imágenes que luego fueron a parar a lo que fue “Adios Sui Generis”, la película. Los conciertos fueron grabados por cuatro cámaras dirigidas por el cineasta Bebe Kamin, y luego se agregaron las tomas extras que sirvieron para dar forma final al flim que inmortalizó aquellas horas históricas con la producción de Jorge Álvarez,  Leopoldo Torre Nilson y su hijo Pablo Torre.

A las imágenes del back, que en realidad mostraban a la banda ensayando algunas canciones en la previa al concierto, se agregaron dos (especies de) video clips en los que la banda protagonizaba los papeles principales. Uno de los temas elegidos fue “Mr. Jones”. En él, los cuatro integrantes del grupo personificaban la mesa de la familia tipo argentina en que todo rápidamente derivaba en el descontrol. Rinaldo era el padre, Nito la madre, Charly la hija y Juan su hermano. Sin vestuario, el director los metió en un estudio de grabación y los hizo tocar, mientras un grupo de mujeres van haciendo su aparición precedidas por las hermanas Norma y Mimí Pons. La primera, recostada con ropajes de vedette de la época, la segunda fumando y vistiendo smoking y galera. Ese fue el registro filmográfico del tema “Nena”, uno de los tantos inéditos interpretados en el Luna Park y que luego Serú Girán reconvirtió en “Eiti Leda”. También aparece imágenes extra durante el tema “Un hada y un cisne” y sobre el final de una improvisación que precede a “Rasguña las piedras” en el que Charly aparece personificando a un vampiro que baila, se ríe y termina por escupir sangre. Todas esas imágenes, sumadas a la voz de algunos de los asistentes al concierto y el registro del público ingresando a la sala, cantando y ovacionando a la banda, estuvieron a cargo del guión del film que fue ideado por Jorge Alvarez.

La película se estreno un año más tarde, el 2 de septiembre de 1976. La censura de la época la exhibió en los cines solamente para mayores de 18 años por lo que es posible que muchos de los que estuvieron en el Luna Park no hayan podido asistir al estreno. Ese film se mantuvo archivado durante años, no eran muchas las copias que circularon en aquel momento y pocas las ediciones en formatos para el hogar, hasta que fue digitalizado y su circulación se hizo de observación obligatoria para los jóvenes que se iban reencontrando con la historia del rock autóctono. Las redes sociales hicieron lo suyo y ahora, podes volver a ver “Adios Sui Generis” en Otra Canción…