Hablamos con Vivi Pozzebón en el tramo final del financiamiento colectivo de su nuevo disco.

Casi cuatro años han pasado desde la salida de Madre Baile, el segundo disco solista de Vivi Pozzebón, que se editó en la segunda mitad de 2011. Desde ese momento la cantante, compositora y tamborera ha recorrido el país y también parte del mundo con sus canciones, y creciendo día a día, hasta convertirse en una de las referencias de la escena de la música cordobesa moderna. La mixtura, lo latinoamericano, lo afro y los rítmos folklóricos de nuestro país, confluyen en su obra, generando un cocteil explosivo en vivo.

Faltan unos días para que finalice la campaña de financiamiento colectivo de su tercer disco, y es por ello que decidimos tomarnos un tiempito y charlar con Vivi para que nos cuente más detalles.

005– ¿Cómo es el nuevo disco?, ¿Tiene nombre ya?
– El disco es muy rítmico. Tiene mestizaje ya implicito en las canciones, ya no le pongo nombre a los ritmos, ya salen mezclados. Justamente hay un tema que se llama La Mezcla. Hay folklóre argentino, cumbia con arires africanos, merengue vallenato con chamamé, huayno con tinku, una milonga con murga barrial, una conga-disco, festejo peruano, ska, calipso-reggae, una rumba, hay muchos ritmos presentes en una canción.
Hay mucha tierra. Córdoba está presente en la letra de tres canciones por lo menos, y desde ahí se abre al mundo, por las invitadas e invitados que hay, por el sonido, los instrumentos y por lo que plantean las letras.
Son 13 canciones (11 composiciones originales y las versiones de dos clásicos de la música popular latinoamericana: “La Maza” de Silvio Rodríguez y uno de los temas íconos de Chavela Vargas, “Piensa en Mí” (N. de R.: esta canción fue compuesta por el mexicano Agustín Lara). Todo bajo la producción musical del maestro Claudio Pacheco (Chaqueño Pallavecino), grabado en el EstudioCarolina.
El concepto del disco es la voz, o sea la canción en primer plano. Las percusiones y el sonido de las guitarras eléctricas de Marian Pellegrino, todo lo que se sumó tuvo eso como cimiento. Y claro, la tímbrica y la presencia de los cantantes que participaron en las canciones van pintando la variedad, contundencia y la riqueza de la propuesta.

– En “Soy Tamborera” se escucha bien presente la guitarra de Marian, ¿Qué le aporta la novedad de la guitarra electrica a tu sonido?
-Marian está presente desde los inicios del proyecto, desde el armado y la composición, después los arreglos, lo hicimos entre las dos, maqueteando las ideas en mi casa. Por eso ese sonido estuvo desde el inicio, y desde ahí partió todo. Las guitarras eléctricas de Marian va a ser el sonido identitario de este disco, ese sonido nunca lo había usado hasta este entonces en mis producciones, y ahora son uno de los ejes. Marian hizo un laburo muy interesante en el estudio de búsqueda de audio y distintas capas de guitarra para cada tema, casi lo mismo hicimos para con mis percusiones y mi voz.
Es mi compinche en esta etapa, yo le agradezco muchísimo cómo me ha acompañado todo este tiempo, aparte de ser una excelente guitarrista y música súper versátil y en escena tiene un power tremendo, es una gran amiga.

¿En que etapa de producción está el disco?
– Estamos trabajando la mezcla, después viene el mastering, gráfica y réplica de discos. No obstante también estamos a full con la campaña para poder realizar todo esto a tiempo, por eso los invito a colaborar y ser parte de esta producción, a través de panal de ideas, ¡y desde ya muchísimas gracias!
Estoy muy contenta en esta nueva etapa, todos los músicos de mi banda e invitados han colaborado de forma desinteresada, por eso agradezco mucho la presencia y la musicalidad de todos, está quedando un disco impresionante.

Para colaborar y obtener más información entrar a: http://panaldeideas.com/proyectos/nuevo-disco-de-vivi-pozzebon/