La banda de Residencial América festeja sus 16 años el sábado en la Sala Astral.

Hace 16 años en el barrio Residencial América comenzaban a sonar los primeros acordes -seguramente molestos para algunos vecinos-, pero que luego se convertirían en el orgullo del barrio. Es que en esa zona de la ciudad un grupo de amigos bien particular comenzaban a dar sus primeros pasos en la música. La banda tomó el nombre en homenaje al payaso Caligari, integrante del circo de Los Hermanos Muñoz, del cual formaban parte  varios familiares de los integrantes  del grupo. El payaso Caligari murió divirtiendo, mientras desarrollaba su acto en el picadero, sobre el aserrín. En su honor, la banda viraliza la alegría, manteniendo encendida la llama de aquel payaso, divirtiendo en sus shows con canciones que rompen y mixturan géneros.

Los Caligaris en la Sala Astral. Foto de Matías Villella.

Los Caligaris en la Sala Astral. Foto de Matías Villella.

Los 16 años encuentran a Los Caligaris maduros, disfrutando del reconocimiento que han logrado en toda Latinoamérica, sobre todo en su segunda casa, México. Encontrando espacios para festejar, pero sin relajarse. Por estas horas la banda comienza a pensar un próximo disco, sucesor de Bailarín Apocalíptico. Pero para eso aún falta un rato. Por ahora se preparan para festejar su cumpleaños el sábado en La Sala Astral, para luego llevar los festejos a Río Cuarto, Mendoza y Buenos Aires.

Alzamos las copas junto a la banda más rockera del cuarteto -o la más cuartetera del rock-.