Estamos muy contentos” dice Santiago Celli cuando le preguntamos por “SMS” el disco con el que los Salvapantallas salen a mostrar las cartas de a puñados, a la vieja usanza, con un disco que despliega contundentes argumentos artísticos a través de siete canciones que Zoe y Santi ejecutan junto a Diego Mema, Manuel Figuerero y Nicolás Btesch .  “Sentimos que logramos materializar un concepto de forma más madura. Por otro lado, nos encanta tocarlo en vivo, en parte cambió el mood de los shows” señala a Otra Canción en la previa de la actuación del dúo en el Escenario Rojo del Festival La Nueva Generación.

En “SMS” hay un cúmulo de códigos de época que explican gran parte del arrolador éxito (sueña exagerado pero no lo es) de Gotusso y Celli, ese que los convierte en genuinos representantes de una generación. En el disco, el diálogo de guitarras deja lugar a un pulso más bailable que se empuja desde los teclados y las programaciones más identificadas con el universo del electropop. “Hubo un cambio desde la gestación de los temas, pasamos de componer desde las guitarras a utilizar máquinas de ritmos, loops de armonías e improvisar melodías sobre eso. De todos modos creo que el sonido de Salvapantallas es identificable por las voces” señala el guitarrista y cantante que viene cerrando un año cargado de trabajo, en el que también acaba de editar un hermoso segundo disco con su banda “de toda la vida” Cronistas Club (N.R: el disco se llama “Un lugar al sol” y el que no lo escuchó debería rastrearlo en este preciso instante).

Otro de los puntos para señalar es que los Salvapantallas forman parte de esa serie de artistas que durante el último tiempo han logrado ganarse el espacio entre las preferencias del público a través de canciones que se viralizaron a un ritmo alocado por las redes y convirtieron a sus interpretes en una especie de estrellas pop para una generación que ya los reconoce como la banda sonora de sus vidas. El paso al disco no es menor y, acertadamente, por eso parece haber sido pensado y madurado del modo correcto. “El lapso de tiempo que pasó desde la composición de los temas hasta que editamos “SMS” no fue tan largo, de hecho fueron sólo 3 meses, de hecho, al disco lo grabamos en una semana, una canción por día, y sin pre producción” dice Celli al ser abordado por una pregunta que viene desde otra escuela de consumo, esa que esperaba el disco y que, incluso (confesión del autor) imaginaba que las canciones compuestas por el dúo que ya habían sido lanzadas al universo marcarían el pulso del trabajo por venir. “Lo que sucedió”, cuenta, “fue que teníamos compuesto un álbum completamente diferente y cuando estábamos a punto de arrancar a producirlo, apareció este otro lugar y decidimos indagar en él, que fue lo más legítimo”. La profundización en ese perfil puede explicarse desde una decisión estética que también encuentra una razón determinante en la elección del productor del disco, Juan Ingaramo. “Juan nos motivó a seguir componiendo y a buscar más para este lado, que estaba empezando a aparecer. Creo que supo sumarse a nosotros y nos sentimos muy cómodos trabajando con él”.

El propio Ingaramo, en su doble rol de productor y amigo, es uno de los invitados a la hora de poner a sonar las canciones ocupando un lugar en los créditos que sólo comparte con uno de los puntos impactantes de la producción, la presencia de Jorge Drexler.  “Es uno de los artistas que más admiramos desde nuestro comienzo” dice Santi sobre el uruguayo, “de hecho, si nos preguntabas hace un tiempo con quién nos gustaría grabar un tema, ambos hubiéramos contestado que con él“. Es un secreto a voces que el nombre de la banda nace de la canción que Drexler en editó en su “Eco” del año 2004 pero, además, la versión de los cordobeses de “Me haces bien” fue una de las más exitosas en la historia de dúo, alcanzando las casi seis millones de reproducciones en YouTube. “Cuando abrimos su show en Santa Fe, pegamos muy buena onda y quedamos en que en algún momento íbamos a hacer algo juntos. En “Me conecto”, habíamos dejado esa estrofa vacía para que él escribiera su parte, cuando nos mandó el texto fue un momento muy feliz” cuenta Celli sobre un flash que parece haber sido mutuo. 

O.C: ¿Cómo sigue el año? ¿Cómo se preparan para el domingo?
S.C:
El domingo es una de las fechas más lindas del año para nosotros, es un festival que nos gusta mucho y en el que tocan muchas de las bandas que escuchamos. Después vamos a seguir presentando el disco, tenemos San Luis, Villa Mercedes, Río Cuarto y el 30 tocamos en el Teatro Vorterix de capital federal.

*La foto de portada es de Orieta Gnazzo